Dios despeja la carencia afectiva.

Un tema amplio para desarrollar en todos los aspectos vitales, es el amor que Dios nos da, sin embargo, existe una conducta que viene originada por un estado de ánimo, impuesto por el enemigo, se trata de la carencia afectiva, la cual afecta en gran medida el desarrollo de un individuo en todas las etapas de su vida, causando diversos efectos negativos, y que al final constituye una fuente de decisiones equivocadas.

Ahora bien, la carencia afectiva es como aquel túnel oscuro donde nada se observa, sin embargo requerimos caminar hacia la luz y buscar de Dios, porque él ha prometido suplir todas nuestras carencias, en ese sentido debemos estar confiados en que será así. Además de enfocarnos en desarrollar ciertos mandatos expuestos en la biblia, como dar alegremente amor, obrar en beneficio de otros, actuar con mansedumbre siendo sabios, servirle al prójimo como si lo estuviera haciéndolo para Dios, y todo lo que se dio, la actitud amorosa que mostró, el conjunto de beneficios que se causaron, serán devueltos. Ello contribuirá a mejorar estados de ánimo, tomar mejores decisiones, bendiciendo las acciones que se realizan, liberarnos de esa carencia afectiva satisfaciéndola en Dios, pues como un regalo abre todas las puertas, una sonrisa mejora la percepción, nuestras vidas serán bendecidas hasta que sobreabunden los beneficios que Dios ha dispuesto para nosotros. Recuerda, el padre celestial, nos tiene preparadas bendiciones tremendamente grandes, sin embargo se requiere que tomemos acción en dirección a mostrar el amor para conseguir todo lo prometido. Entonces, se exhorta a liberarnos de las carencias afectivas, practicando el mandamiento principal que Jesús expuso.

¿Qué opinión tiene en este aspecto?  

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *