07 de Agosto: Criterio de Ayudar.

Deuteronomio 15:11 ¨Porque no faltarán menesterosos en medio de la tierra; por eso yo te mando, diciendo: Abrirás tu mano a tu hermano, al pobre y al menesteroso en tu tierra.¨

Bendita sea tu misericordia Dios, agradecemos el privilegio que nos brindas de analizar tu palabra, intentando llevar a tu pueblo por el camino correcto, bendice este material, que ha sido creado para tu glorificación y alabanza, permítenos ser canal de bendición para esparcir tu palabra, cumpliendo el objeto evangelizador.

Amados, nuestro papel como seguidores del camino del evangelio es ayudar de manera sistemática o esporádica, conforme a nuestra posibilidad a nuestros hermanos, con una disposición alegre y voluntaria, para de esta manera honrar las prerrogativas que ha dispuesto el padre cuando nos exhorta a abrir la mano para ayudar al necesitado, conservando el uso de la carta del amor, porque ciertamente habrán personas pasando necesidades, caídos en el abismo de la desesperación, requiriendo una orientación para caminar en victoria, y Dios es tan grande que nos usa como instrumentos para ofrecerles esa palabra de aliento, un estímulo para romper cualquier atadura, ofreciéndoles la buena nueva de salvación. En este sentido, la práctica de la misericordia se hace oportuna, pues más allá de consistir en colocarse en el lugar del necesitado, constituye una inspiración para contribuir a la liberación de su semejante e incentivo para el cambio positivo.

OREMOS:

Dios Amado, pedimos que gobiernes nuestras vidas, permítenos perseverar en tus caminos para lograr esa dadiva de salvación eterna que tienes para nosotros, fortalece nuestras almas para vencer a la carne, y superar cualquier ataque enemigo, ayúdanos para poder con nuestras cualidades brindar el apoyo necesario a nuestro prójimo para la liberarse de los ataques del enemigo y poder ganar sus almas para la fe en ti . Peticiones que hacemos en nombre de Jesucristo, tu hijo en nombre de quien todo lo concedes.

Amen

INTERACTUEMOS:

Teniendo conocimiento de la enseñanza expresada en la Biblia sobre el punto en cuestión, cuéntenos lo siguiente:

¿Qué beneficio le trae aplicar esta palabra a su vida?

¿Cree que este conocimiento pudiera contribuir a mejorar sus andanzas por el camino de Dios?

¿Tiene algún comentario final sobre la lectura?

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *